9-12-16, 14:27 *
Bienvenido/a, Visitante. Por favor, inicia sesión o regístrate.


¿Has perdido el email de activación?
 
Páginas: [1]   Ves abajo
  Imprime  
Autor/a Asunto: comportamiento de mi gato hacia mi novio  (Leído 2310 veces)
0 usuarios y 1 visitante examinan esta línea
dory
Visitante
« en: 6-08-06, 19:09 »

pues siempre se han llevado bien, y han jugado mucho pero estos ultimos dias cuando mi novio viene no puede acercarse a Robin, éste le gruñe y se pone en plan ataque, muy agresivo, orejas hacia atrás, le enseña los colmillos, arquea el lomo y le gruñe, no sé qué ha pasado, mi novio dice que él no ha hecho nada sólo jugar...
 
ausente ausente

Migateando desde
18-09-05, 20:03

Mensajes: 83


Pinky y Tina


« Respuesta #1 en: 6-08-06, 22:00 »

¿Es de fiar ese novio... ? ¿Es de buena familia...?  En realidad ¿que sabes de su pasado?  ¿En que colegio ha estudiado...? ¿No has notado nada raro en su comportamiento ultimamente...? No se. No se... No me fio   police police

A lo mejor le ha cogido celos a tu novio.  Hazle más caso al gato cuando esté presente tu media naranja, para que vea que no le quieres menos cuando está el humano delante...
 

dory
Visitante
« Respuesta #2 en: 10-08-06, 10:31 »

si he visto muchas veces a mi novio jugando, y unas veces jugaba bien otras tenia que regañarle a mi novio porque jugaba a pelear con mi gato y encima me decia que era una mala dueña que no jugaba a peleas con el gato, pero la cuestión es que quiero que vuelva a ser todo como antes y no sé que hacer
 
ausente ausente

Migateando desde
17-04-06, 20:33

Mensajes: 4.113


Judas, Coco, Sugar y Trasgu


« Respuesta #3 en: 18-08-06, 17:21 »

Lo que tu novio entiende como "jugar a pelear" el gato lo entiende como "pelear", y no le gusta ya que los gatos tienden a alejarse de los conflictos cuando surjen las peleas siempre que les es posible y si no les hes posible es cuando vienen los enfrentamientos, y vaya, los enfrentamientos con los gatos no los desean ni los San Bernardo. Tu novio al ir a tu casa irrumpe en el territorio de tu gato, que no ve escapatoria y por lo tanto no puede evitar el ataque.

Nosotros siempre hemos tenido animales en casa, siempre, y uno de los gatos de mi madre, un persa negro enorme, en cuanto venía uno de mis hermanos a casa (ya se había independizado) le atacaba y es porque mi hermano siempre jugó a eso, a pelear, dándoles toquecitos en los morretes, como cuando ellos sacuden collejas sin las uñas. Bueno, el gato creció y cada vez que mi hermano aparecía por casa, el gato martirizaba a mi hermano, tanto que alguna vez mi hermano tuvo que esconderse en una habitación hasta que mi madre pudo enganchar al gato y meterle a su cuarto para que se tranquilizase.
 

No son ojos porque los ves, son ojos porque te miran.

Páginas: [1]   Ves arriba
  Imprime  
 
Ves a: