26-05-18, 12:14 *
Bienvenido/a, Visitante. Por favor, inicia sesión o regístrate.


¿Has perdido el email de activación?
 
Páginas: 1 ... 28 29 30 [31]   Ves abajo
  Imprime  
Autor/a Asunto: Superpincho  (Leído 59921 veces)
0 usuarios y 1 visitante examinan esta línea
ausente ausente

Migateando desde
10-01-07, 18:39

Mensajes: 3.829


SuperPincho;)


WWW
« Respuesta #300 en: 31-10-09, 10:49 »

A veces se nos encoge el corazón y lloramos, pero casi siempre seguimos sonriendo al recordarte.

 A Mary le tengo un cariño especial, seguramente porque fue ella la que no miró hacia otro lado cuando os descubrió, tiraditos en una caja de cartón en el mercado de Gondomar, Comba, Zas, Mora, Nova, tú y todas vuestras pulgas. Fue el 20 de noviembre de 2006 cuando te conocimos, Ruben dijo "tres semanas" y contamos hacia atrás, así que hoy, 31 de octubre, es tu cumpleaños.
Cómo no sonreír si recuerdo vuestros juegos dentro del corralito hasta que uno a uno caíais rendidos por el sueño. Allí dentro también jugabas con Rois, vuestro compañero gatuno de acogida, saltabas, sí saltabas, a por él con tus hermanos y le gruñías enfadadísimo.

Quién te iba a decir a ti que los gatos serían tus mejores amigos. ¿Recuerdas a Pino? ¡Cómo iba una y otra vez a colocarse delante de tu boca para que lo atrapases por la cabeza y lo tirases volando hacia atrás! ¡Había que reírse con vosotros! El gatín volvía inmediatamente con aquellos ojazos y empapado por tu saliva a subirse otra vez a la atracción. No os cansabais, no nos cansábamos de miraros.
 

Quién iba a pensar que una bañera de 1,20 se iba a convertir en una piscina para ti, donde cada día te sumergíamos como parte de la rehabilitación. María te sujetaba dentro del agua los minutos indicados, te mecía mientras las dos observábamos tus patitas y celebrábamos cada movimiento. Tú nos mirabas con esa cara de... "¿me queréis sacar de aquí ya?" o incluso fingías uno de tus ahogos para conseguir salir del agua antes de tiempo, pero aprendimos a no hacerte caso, ¡granuja! Me adorabas cuando estiraba el brazo para coger tu toalla, se te encendían los ojos, “por fin!!!”

Tuvimos que dejar la piscina cuando creciste lo suficiente como para poner una de las patas de delante en el fondo de la bañera, sujetándote y haciendo inútil la inmersión, aquella cara no se me olvidará en la vida "chicas... ¿y ahora qué, eh?"

 
Es inevitable sonreír recordando cómo ladrabas a quienes te miraban perplejos, les explicábamos que les estabas llamando para que se acercaran a acariciarte y en cuanto te ponían la mano encima conseguías que cambiase el gesto de su cara.
¡Mira que te hicimos fotos! Cada vez que nos veías con la cámara te empeñabas en que era para fotografiarte a ti, y parecías posar. Qué digo “parecías”, tú posabas, y si no te hacíamos caso reclamabas la atención con tu vozarrón, sólo después de al menos un disparo apuntándote a ti podíamos seguir a lo que íbamos.
Fuiste un cachorro mágico, pequeño.

 Dejamos de ver tu parálisis, que no de intentar solucionarla, sabes que aun hoy no hemos zanjado ese asunto, para ver al impresionante ser que había dentro de ese cuerpecito maltrecho. ¡Cuánto nos enseñaste Pincho! ¡Qué lección continua de superación y optimismo! Eras vida y había tantos insistiendo en que debíamos matarte… Quienes quisieron verla percibieron tu sonrisa permanente, tus ojos brillantes y vivarachos, tus ganas de seguir luchando, pero sobre todo tu felicidad, porque sí, vale, con 6 semanas dejaste de caminar, pero eso fue más problema para los demás que para ti, y con casi nueve meses y medio te fuiste feliz, digan lo que digan.

Y tres años después, como cada año, nosotras nos comeremos la tarta, quizás algo más pequeña que otras veces, por supuesto con chocolate, y, si puedes, asómate un instante a soplar las velas… puede que se nos encoja el corazón, pero segurísimo que sonreímos.

Feliz cumpleaños Pincho
Nuria

http://ojatican.blogspot.com/
 

ausente ausente

Migateando desde
10-01-07, 18:39

Mensajes: 3.829


SuperPincho;)


WWW
« Respuesta #301 en: 31-10-09, 10:52 »

Tres años...
 
Han pasado tres años ya desde tu nacimiento y parece que fue ayer mismo cuando te conocimos, mirándonos desde esa caja de cartón que compartías con tus hermanos, Zas, Comba, Mora y Nova. Mari nos había llamado desde Gondomar en la mañana de aquel lunes de noviembre porque el día anterior os había encontrado tiraditos en la calle. Yo llamé a Nuria y ella ofreció su casa. Fue nuestro primer corralito. "20 días", nos dijo Rubén cuando os llevamos a la clínica, los cinco metidos en un transportín. Y ni un kg de peso... Estabais sanos y empezamos con el protocolo habitual: desparasitación externa, interna, fotos, difusión... Nuestro objetivo, como siempre, encontraros buenos hogares.

Un par de semanas después tu hermana Comba empezó a andar "raro". Pocos días después tu hermana Mora y tú presentabais los mismos síntomas. A las 48 horas ya no movías tampoco tus patitas delanteras. Y ahí empezó nuestra peregrinación. Veterinarios, pruebas, medicaciones... Nadie sabía qué os pasaba, nadie sabía poner nombre a aquello que os paralizaba. Tus cuatro patas inertes provocaron que tu tórax se aplastase y eso te produjo serios problemas de respiración. Te nos ahogabas.

Por aquel entonces tus hermanas mejoraban, sobre todo Comba, pero tú estabas muy malito. No dormías, no comías... y te viniste para casa un día de diciembre. Pasamos una noche de pesadilla. Apenas conseguías coger aire y yo no podía hacer nada más que mirarte y desear que el reloj volase hasta las nueve de la mañana para poder llevarte al veterinario. Durante toda esa noche que pasamos despiertos no dejaste en ningún momento de mirarme, con una determinación que impresionaba, con una seguridad inusitada. Eras tan sólo un bebé de seis semanas...

Esos días fueron de muchas preguntas que no tenían respuesta. Buscábamos en internet, leíamos cualquier texto que hablase de parálisis, enfermedades infecciosas... Fueron días de no dormir, de no comer porque nos pasábamos el mediodía en el veterinario, único hueco que tenía libre Nuria, días de preocupación, de miedo, de mucho cansancio porque además de tus cuidados teníamos otros animales de los que ocuparnos, el teléfono que seguía sonando, la vida que se empeñaba en continuar apesar de que todo nuestro mundo giraba en torno a ti, pequeño cachorro.

Probamos medicaciones, teorías, fuimos al hospital de Lugo y lo lamentamos porque constatamos que el único interés del prestigioso catedrático que no mencionaré era no despertarte de la anestesia... Fuimos uno, no lo puedo decir de otra manera. Pasamos meses juntos las 24 horas. Son tantos los recuerdos, los momentos que compartimos y, sobre todo, la complicidad, ese saber entendernos sin necesitar ni una palabra. Son cosas sólo nuestras. Curiosamente la enfermedad queda en mi memoria como una anécdota y eso que tuvimos grandes sustos, que cuando te empeñabas en no respirar lo hacías muy en serio!

Fuiste un máster en veterinaria pero, sobre todo, la confirmación del proyecto que yo quería: una asociación protectora que de verdad se ocupase de los animales, que su bienestar fuese el objetivo máximo, ineludible e inexcusable y que todos y cada uno de ellos fuesen tratados como seres únicos, atendiendo a sus necesidades sin que el dinero fuese freno. Lo vamos consiguiendo y la prueba es que, tres años después seguimos aquí, recordándote, celebrando tu breve pero intenso paso por la vida.

Pero ya no somos sólo dos. El milagro es que tanto tiempo después se te sigue recordando, gente que ni siquiera te conoció sabe quién eras, cómo vivías. Y eso hace que sigas aquí, que te recordemos todos los días, a ti y a todas las personas increibles que nos has presentado, como tus madrinas, gente que nos hace recuperar la confianza en el ser humano, tan mermada por las atrocidades que contemplamos todos los días. Gente que tiene animales con discapacidades y que se deciden a luchar por ellos, por no aceptar la fácil solución de la eutanasia a la que recurren no pocos veterinarios. Animales con discapacidades que hemos conocido como Lena, la perrita que recogió nuestro compañero Alén y, por supuesto, nuestra Ona, otra loca como tú a la que conseguiremos poner de pie, ya lo verás.


Pincho, SuperPincho, escribirte otro año más lo que ya sabes, lo que hablamos todos los días...

Felicidades
María

http://ojatican.blogspot.com/
 

ausente ausente

Migateando desde
2-12-07, 16:28

Mensajes: 3.275


« Respuesta #302 en: 1-11-09, 12:58 »

Me he emocionado leyendoos, desde luego es digno de alabar lo que haceís,¡muchísimas gracias!, de verdad.
 
ausente ausente

Migateando desde
10-01-07, 18:39

Mensajes: 3.829


SuperPincho;)


WWW
« Respuesta #303 en: 31-10-12, 21:37 »

FELIZ CUMPLEAÑOS PINCHO
 Cómo pasa el tiempo... Hoy cumpliría 6 años ya nuestro pequeño. Felicidades allá donde estes, correteando como pudiste hacer durante tus primeras semanas de vida.
No te olvidamos Pin
 http://www.ojatican.org/epincho.html
 

ausente ausente

Migateando desde
2-12-07, 16:28

Mensajes: 3.275


« Respuesta #304 en: 5-11-12, 13:14 »

¡Felicidades a Superpincho!
 
ausente ausente

Migateando desde
21-10-12, 15:49

Mensajes: 17


Hola! :B


« Respuesta #305 en: 15-11-12, 23:10 »

Dios mio, he leído todo el tema de Superpincho y se me ha encogido el corazón y hasta llorando estoy, por dios...
Sois grandes de verdad, darle esa vida a un animal que se lo merecía no tiene precio, de verdad...
Sé que es un poco tarde, pero felicidades Pincho allá donde estés seguro que eres feliz como lo has sido tus ultimos meses.
Esta historia tendría que haber tenido otro final, pero como decís por aquí, así lo eligió él.
 

"Dios hizo al gato para darnos el placer de acariciar al tigre." Víctor Hugo
"El felino más pequeño es una obra de arte." Leonardo Da Vinci
"Muchos años atrás, los gatos eran tratados como dioses, y los gatos nunca lo olvidaron"
ausente ausente

Migateando desde
17-09-12, 01:05

Mensajes: 124


« Respuesta #306 en: 16-11-12, 06:32 »

lei hasta la muerte de superpincho, que lastima dios
 
Páginas: 1 ... 28 29 30 [31]   Ves arriba
  Imprime  
 
Ves a: