Inicio » General » Mis amigas del alma

Mis amigas del alma

Marta. Argentina

Quiero contar la historia de mis mejores amigas, Cirila, Carlota, Alfonsina, mis tres gatas.

Toda mi vida tuve un gato, pues me fascinan con locura. El último que estuvo conmigo desapareció una noche y me sentí muy sola porque era mi única compañía, ya que no soy de salir mucho. Tanto le insistí a mi mamá, a quien no le gustan los gatos, que fuimos a buscar uno.

Yo quería un gato macho, y elegí uno de una camada de cuatro gatitos. Era gris y blanco y le puse Cirilo (en honor a mi abuela materna, Cirila), pero al día siguiente descubrí que era nada más y nada menos que una hembra. Pero ya no podía abandonarla, así que se quedó conmigo.

Al tiempo se acercó mucho a mi papá, lo seguía a todas partes, se tiraba a su lado cuando leía, dormían juntos la siesta, como presintiendo algo. Lo acompañó en ese difícil momento que le tocaría pasar, ya que hoy padece IRC, y aunque se alejó de ella por temor a las infecciones siempre recordamos la gran amiga que fue para él en ese trance.

A los dos años quedó preñada y parió cuatro hermosos gatitos, dos amarillos, machos, y dos hembras. Con pesar tuve que encontrarles un hogar porque en mi casa no me permitían quedarme con ninguno. A los dos amarillos los adoptaron, pero nadie quería a las que quedaban porque eran hembras. Y así fue pasando el tiempo, y entre retos y amenazas de mi mamá, porque no quería tener más animales, me fui encariñando y se quedaron conmigo.

Una es de color gris y se llama Carlota, es muy inteligente y siempre me acompaña, y la otra es tricolor y se llama Alfonsina, que es muy tranquila y nunca se enoja. Hace poco se me enfermó de insuficiencia renal, vaya casualidad, pero salió adelante y está muy bien.

¿Qué puedo decir? Son mis mejores amigas y hacen que mi vida sea un poquito mejor.

Carlota es una gata muy cariñosa pero de carácter muy fuerte. Si se enoja no se me acerca en días. Cirila es muy tranquila y arisca, no se deja alzar por nadie, pero es muy cariñosa también. Alfonsina es muy miedosa y desconfiada, solo se deja acariciar por mí. Todas las noches duermen conmigo.

20-01-2009